Mejora la calificación riesgo país de Argentina, Brasil y Egipto

SOLUNION, la compañía experta en seguros de crédito, ha dado a conocer las nuevas calificaciones riesgo país del primer trimestre de 2017, según el rating elaborado por su accionista Euler Hermes. La compañía monitoriza la situación macroeconómica, el entorno empresarial y la estabilidad política de casi 250 países, para ayudar a sus clientes a anticipar riesgos durante el desarrollo de su actividad comercial.

En el primer trimestre del año, tres países mejoran su calificación: Argentina, Brasil y Egipto.

  • El cielo se despeja (por fin) para Argentina

Las primeras medidas del plan Macri (supresión a los controles de capital, recortes presupuestarios y ajustes monetarios) iniciadas el año pasado para reequilibrar la economía argentina, pesaron en los resultados de 2016. El PIB se contrajo un -2,3% durante el año, la inflación se acercó al 40%, y el déficit de cuenta corriente aumentó al +2,6% del PIB. Pero el crecimiento ha regresado. El PIB de Argentina creció un +0,5% entre el T3 y el T4 de 2016, impulsado por los buenos resultados de las exportaciones en ese periodo (+3,2%). A finales de 2016 comenzó un periodo positivo para el país y las perspectivas para 2017 son buenas.

Argentina se encuentra en una situación financiera mucho más cómoda debido al renovado acceso a los mercados de capitales internacionales. Además, el levantamiento de las cuotas a la exportación de soja permitió un repunte en las exportaciones argentinas. La eliminación de las subvenciones a los precios también está teniendo un efecto positivo. La inflación vinculada a esta medida ha finalizado y la nueva libertad de precios garantiza un mejor equilibrio entre la oferta y la demanda, y frena el exceso de consumo y de inversión. En general, se espera una desaceleración de la inflación en 2017, que caería aproximadamente un 20%. Se estima que la economía argentina crecerá un 3,2% este año, impulsada principalmente por la inversión, que se espera que aumente un 8,3% (-5,2% en 2016).

Estos factores respaldan la mejora que otorga Euler Hermes a la calificación riesgo país de Argentina, de C4 a C3, mejorando su pronóstico de “alto” a “significativo” para los próximos 12 meses.

  • Brasil recupera su equilibrio

También ha mejorado la calificación para Brasil, que pasa de C3 a B3. En los últimos años, su economía se ha enfrentado a varios desafíos, aunque con ciertos ajustes ha podido reequilibrar su economía y aumentar sus posibilidades para salir de la recesión.

Así, la inflación para 2017 se prevé en un 5,1% (2015: 10,7%). La reducción de la inflación en el país, permitió al Banco Central Brasileño reducir, por primera vez en cuatro años, su tasa de interés clave en 200 puntos básicos, hasta el 12,25%.

En el informe se detalla que el consumo de las familias aumentará un 0,9% en 2017 (-5% en 2016) y que la inversión crecerá un 1,9% (-11% en 2016). Por lo tanto, la economía brasileña debería mejorar, con un crecimiento previsto de +0,6% en 2017. El déficit por cuenta corriente en el país también se ha reducido hasta el 1,1% del PIB en 2016 (2015: 3,3%), debido a una leve subida de los precios de las materias primas. Los ajustes se han hecho notar en el crecimiento de la economía brasileña, que ha experimentado una contracción del PIB del 3,5% en 2016.

La inflación de Brasil se ha recuperado fácilmente dentro de los rangos habituales. El Banco Central Brasileño puede aprovechar este nuevo panorama para estimular aún más la economía nacional, aportando cierto alivio a los consumidores y a las empresas. Este futuro alentador, ha llevado a mejorar su calificación riesgo país de C a B, con pronóstico “significativo” para los próximos 12 meses.

  • Egipto hace malabares

En noviembre de 2016, el Gobierno egipcio realizó varias reformas. En primer lugar, puso fin a la paridad EGP/USD. A continuación, se produjo una devaluación de la libra egipcia, despareciendo así el mercado paralelo de divisas. Por otro lado, el Gobierno redujo considerablemente los subsidios públicos.

La devaluación de la moneda elevará el coste de las importaciones. Esta situación, probablemente obligará a Egipto a importar menos, lo que a su vez reduciría el déficit de cuenta corriente a -3,5% en 2017 (2016: 5,8%). El recorte de los subsidios públicos debería ayudar a frenar el enorme déficit fiscal de Egipto, de -12% en 2016 a -9% en 2017.

Por otro lado, la economía egipcia no crecerá en 2017. La volatilidad de la moneda local probablemente impulsará la inflación, 26% en 2017 (2016: 13%). Sin embargo, las dudas sobre la viabilidad del modelo egipcio han desaparecido prácticamente. Las reservas de divisas han aumentado de tres meses, en septiembre de 2016, a siete meses de importaciones en febrero de 2017.

Se espera que la recuperación económica llegue en 2018, con un crecimiento de +1,5%, y será más equilibrada que en el pasado. Por lo tanto, la calificación de riesgo país de Egipto pasó de D4 a D3 y de "alto" a "significativo" para los próximos 12 meses.


FileAction
NP Ratings Argentina Brasil y Egipto 26042017Download 

Suscríbase a nuestras publicaciones.

Seleccione la que más le interese:

Suscripcion

Section

Section

Enviando